Leña al “fuego” del gas licuado

Image result for venta de gas licuado cuba
Foto: Tomada de http://www.guerrillero.cu

17 días después, y por carambolas, confirmamos las sospechas. Nos han mentido.

El 30 de junio,  un funcionario de CUPET dijo a la prensa cienfueguera que el déficit de balitas para el gas licuado, causante del cambio repentino en la contratación de este servicio,  estaba provocado por la falta de liquidez de la entidad que las fabrica. Pero el 17 de julio el director de Conformat, única empresa del país que produce este tipo de envases, notificaba a Granma de la poca demanda que mantiene a un centenar  de sus trabajadores interruptos, y al menos a la mitad sin garantía salarial. 

Si el argumento inicial se sentía endeble, la nota de Granma (que al parecer solo quería llamar la atención sobre la situación de los obreros) terminó por conectar los cabos sueltos.

En Matanzas, donde está emplazada la fábrica (y donde se comercializa el gas licuado desde 2015), nunca supieron de las colas, los tickets y pretickets, las trifulcas, las madrugadas de rectificación de la lista, de la zozobra y el malestar que tuvieron lugar en las últimas provincias que accedieron al servicio a partir del 5 de junio. Tampoco Granma, por cierto.

Tanto se insistió en que habría respaldo para toda la demanda, que la gente no lo creyó. Abarrotaron los puntos de venta y echaron por tierra los ¿cálculos? Solo en Ciego de Ávila, en los primeros 15 días se comercializó el 75 por ciento de lo previsto para el trimestre. Y lo mismo pasó en Cienfuegos. Y en Villa Clara. Y en Sancti Spíritus.

Entonces, de la noche a la mañana, Cupet cambió las reglas del juego y no se lo dijo a nadie. La población se enteró cuando llegó al punto de venta y pidió sus dos balitas y les dijeron que no, que una sola.

La indicación decía textualmente: “Limitar la contratación a un contrato por núcleo y arrendar un cilindro por contrato, informando que a partir del mes de septiembre se podrá concertar el segundo contrato y el arrendamiento de hasta dos cilindros por contrato”.

Reinaldo Rodríguez del Rey Hernández, director general de la Empresa Comercializadora de Combustibles de Cienfuegos, explicó al periódico 5 de Septiembre el motivo de esa medida: “Sirgas y Conformat, ambas de Matanzas, donde se fabrican los cilindros, no tuvieron la divisa en tiempo y no pudieron traer las materias primas desde mayo, por eso la decisión nacional. En los meses de junio y  julio no se van a producir cilindros, la fábrica debe arrancar en agosto. Cupet compró 100 mil cilindros en México, que empezarán a llegar a finales del próximo mes”.

Mas, como si se tratara de una realidad paralela, Pedro Llerena Rivero, director de Conformat, alegó luego en el diario de mayor tirada del país que la demanda contratada con su entidad era “notablemente inferior  (56 por ciento) a la de 2016 —en ese año, incluso, se exportaron 5796 balitas—, cuando fabricaron 282 000 recipientes. Dicha circunstancia nos impactó negativamente y obligó a dejar interruptos a cerca de un centenar de trabajadores, 50 de ellos sin garantía salarial.”

Por fin, ¿en qué quedamos? ¿Faltó dinero o planificación?

Las balitas no iban a alcanzar desde el principio. Muchos  echaron mano de su derecho y realizaron los dos contratos, con sus respectivas cuatro balitas. Algunos hasta financiaron el primer contrato vendiendo el segundo. Eso, se veía venir, entre otras cosas porque entre el no subsidio y los 500.00 pesos hay un laaaargo trecho.

Lo que apunta el matancero Llerena Rivero a continuación es la guinda del pastel: “en caso de una solicitud adicional, atendiendo a la decisión de liberar la venta de gas a la capitales de otras provincias, algo no previsto a inicios del 2017, la entidad está en condiciones técnicas de entregar unos 35 000 cilindros por encima de los planificados en este segundo semestre, si el país lo considerase necesario”.

¿Cómo podría entregar Conformat 35 000 cilindros por encima de su plan si no dispone de liquidez ni materias primas? ¿Cómo no iba a estar prevista la venta de gas licuado en el resto de las provincias en el Plan de la Economía 2017? ¿Sobre qué bases se hizo el cálculo para la demanda si todavía ¡siete! territorios esperaban ansiosos este servicio?

Según se explicó, insistencia de la prensa mediante, en septiembre se retomará el procedimiento “normal”, esto es que cada núcleo podrá hacer dos contratos, de dos balitas cada uno.

A juzgar por lo dicho, CUPET suplirá el déficit con los envases importados desde México. Mientras, en Conformat los obreros enfrentan la época más “dura” del año con menos salario.

O las balitas mexicanas son muuuuuuy baratas, o a este cuento le falta una página.

timeline1timeline 2 (2)time line 3

 

 

 

Anuncios

Publicado por

Sayli

Soy "algo" que todos los días se (re)construye. Debo tener un punto de partida, un botón de inicio quizás, pero no lo encuentro. Tampoco la última orilla ni el malecón que me contiene. Escribo porque no se me da bien la política ni el sexo por dinero, lo cual me mantiene contando centavos, pero me deja dormir en paz.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s